Un nene de ocho años murió ahogado tras caer a un piletón en una planta depuradora de agua en San Vicente, en Buenos Aires. El fatal accidente se registró este martes por la noche. 

Los vecinos del lugar relataron a la policía que Agustín había ingresado a la planta depuradora de Aguas Bonaerenses S.A., ubicada en el cruce de las calles Ituzaingó y Amoretti, en el barrio El Fortín, junto a su hermano de 10 para jugar, y en ese momento cayó al agua. Ocurrió cerca de las 20 horas. 

Fuentes policiales confirmaron que la planta depuradora estaba en funcionamiento en el momento en que se produjo la tragedia, y rápidamente se alertó al personal de ABSA, que apagó los aireadores de los piletones.

Pasadas las 20 llegaron al lugar los bomberos y empezó la búsqueda. Luego de dos horas de un intenso trabajo encontraron el cuerpo del menor a una profundidad de tres metros. Tras ser rescatado,  no pudieron reanimarlo, indicó Clarín.

Aparentemente, los nenes habían ingresado al predio por una abertura del cerco perimetral y derivó en algunos disturbios en el lugar entre familiares y vecinos de Segovia y las fuerzas de seguridad que trabajaron en la zona, por eso se dispuso un operativo policial en la zona.