Un joven fue hasta la casa de una mujer y, cuando ella cruzó la puerta, le arrojó un botellazo que le cortó la cara. El agresor, que cumplía arresto domiciliario, escapó en el acto y aún no logran encontrarlo.

El caso de violencia de género ocurrió este lunes, alrededor de las 2:20 de la madrugada, en el barrio INTA de Trelew.

La víctima, con la cara ensangrentada, llamó a la Policía y advirtió que también recibió varias amenazas de parte este sujeto. Aún así, prefirió no formalizar la denuncia en la Comisaría de la Mujer.

Según fuentes policiales, el hombre estacionó el auto frente al domicilio de la mujer, rompió una botella y se la arrojó del otro lado de la reja, provocándole varias heridas en el rostro. 

La Policía fue hasta la chacra donde debía estar recluido este sujeto, cumpliendo el arresto domiciliario, pero no se encontraba allí.

Por último, los investigadores informaron a las autoridades judiciales que, en este momento, el violento se encuentra prófugo.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!