CALETA OLIVIA (ADNSUR) - Un delegado quedó detenido este viernes luego de protagonizar un violento hecho en el centro de Caleta Olivia.   Aparentemente, todo comenzó por un reclamo que había hecho en el Sindicato de Petroleros. Momentos de tensión se vivieron cuando un hombre armado con un cuchillo intentó apuñalar a quien se cruzara en su camino, provocó destrozos en locales y dañó un patrullero.

Un delegado petrolero intentó apuñalar a varias personas, causó destrozos en un comercio y dañó un patrullero

El hecho se registró en inmediaciones de las calles Martín de Güemes y 9 de Julio, cerca de la sede local del Sindicato de Petroleros Privados. Allí llegó un hombre que es delegado del gremio, de unos 50 años, en estado de ebriedad y portando un cuchillo. Luego de estar unos momentos en el interior de la sede, salió del lugar y amenazó a las personas que pasaban cerca de él. Luego fue hasta la sucursal de una conocida empresa privada de correo y provocó más destrozos: rompió unos vidrios del frente,  terminó lastimándose una de sus manos y trató de apuñalar a uno de los trabajadores.

Un delegado petrolero intentó apuñalar a varias personas, causó destrozos en un comercio y dañó un patrullero

El hombre se alejó del lugar para volver a las inmediaciones de la sede gremial. En ese momento, un vecino llamó a la Policía. Al llegar el personal policial, el hombre, aún fuera de sí, destrozó el parabrisas de un patrullero.  Unos quince minutos, cuatro efectivos se abalanzaron sobre él para reducirlo y esposarlo.

Según informó La Opinión Austral, en paralelo llegó su abogado,  Marcelo Fernández, quien aclaró que “Quiso entrar al sindicato, fue un viejo reclamo al gremio, ahí se peleó con la gente y bueno, ahí salió y bueno, estaba alterado. Tratamos de calmarlo, primero había accedido, pero después, bueno, volvió a alterarse”.  “Fue producto del alcohol y de otros problemas personales. Ahora voy al hospital a ver como está y después a la comisaría”, dijo.