TRELEW - En una casa del Barrio Los Olmos, una mujer de unos 60 años estaba siendo agredida por un hombre. La escena no pasó desapercibida para un vendedor de diarios que habitualmente recorre esa zona, y decidió intervenir ante lo que supuso que se trataba de un episodio de violencia de género.

El canillita escuchó los gritos de ayuda de la mujer y no lo dudó: se enfrentó al que creía que era un marido violento y lo apartó a trompadas. En medio de la pelea, le gritó: "¿No te da vergüenza pegarle a tu esposa?". El hombre, sorprendido, huyó del lugar.

La mujer, entre shockeada y agradecida, le dijo que no se trataba de ningún esposo violento, sino que era un hombre que se había metido en su casa de la calle Cabot, casi Mitre, para robarle.

Según pudo describir el canillita, el ladrón tendría unos 30 o 40 años, pero no se inició su búsqueda ya que la mujer no radicó la denuncia policial del hecho, indica El Chubut.