La jueza penal de Comodoro Rivadavia, Mariel Suárez, fue protagonista de un video que viralizó y que llegó a medios nacionales e internacionales, donde se la ve  besándose con Cristian "Mai" Bustos, quien fue condenado a perpetua por la muerte de un policía.

La magistrada negó una relación sentimental y aseguró que lo había visitado, porque estaba escribiendo un libro sobre el preso que también ya había sido condenado por el crimen de su hijo de pocos meses.

 "Los cuatro de Corcovado", adelantó que se llamará el libro. "No soy periodista. Hago un rol investigador y estoy interesada en una noticia. Esta es mi verdad, pero me quieren juzgar de antemano", manifestó. Pese a su argumentó, desde distintos sectores se solicitó la apertura de una investigación y su separación del cargo. 

A más de un mes del polémico video que tuvo repercusiones en todo el país. La jueza parece no haber desistido de su libro.  "Gracias a Uds, he superado los 5 mil seguidores los invito a mi fanpage allí podemos intercambiar info y estaré avisando sobre los avances del libro. Gracias queridos amigos", escribió la jueza penal en su cuenta de Facebook.

Mariel Suárez

La jueza había adelantado que el libro contará la historia de "Mai" Bustos quien estuvo prófugo en Chile tras asesinar a su hijo de tan algunos meses y que luego en su escape, mató a un policía. 

"Es el primer vínculo profesional que tengo con un detenido. De otros no me interesan las historias. Este me interesó por este tema particular", dijo la jueza en su momento de la decisión de escribir sobre "Mai" Bustos.

"Él quería que incluyamos un capítulo por cada hermano, por la defensa, los distintos hechos, un capítulo sobre él. Esa es la idea (...) ya congeniamos el título y la tapa, con lo que me ayudó mi hija a diseñar. Se lo mostré a él y se emocionó muchísimo", dijo y adelantó que hablará de todo en el libro.

"DE LAS MALAS SE APRENDE"

La página que creó para intercambiar información rápidamente logró un gran número de seguidores. Entre varios comentarios felicitándola por su incursión en el mundo literario y mensajes de apoyo. La jueza decidió agradecer: "Gracias queridos amigos. Los amigos se ven en las malas, no en las buenas, en las buenas es más fácil estar. De las malas se aprende mucho. Que uds hoy puedan pensar distinto de lo que les quieren imponer es algo grandioso para mi", comentó.

Y agregó: "Hay que preguntarse todo el tiempo, que hay detrás de un discurso, sobre todo si es político. Siempre hay que buscar la verdadera intención. Esa búsqueda molesta y mucho, como molesta el que piensa distinto, el que curiosea, el que trata de buscar otras opciones. Sinceramente gracias por estar", concluyó.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!