GENERAL MADARIAGA (ADNSUR) - El choque fatal en la ruta 56 a la altura del partido bonaerense de General Madariaga generó una inmensa tragedia, al provocar la muerte de dos amigas y la pérdida del embarazo de otra.

Las jóvenes, oriundas de La Plata y amigas desde la infancia, iban camino a Pinamar en un Renault Clío cuando se estrellaron de frente contra otro vehículo.

Era el primer viaje que hacían tras ocho meses de restricciones impuestas por la pandemia de coronavirus.

Según trascendió, iban a pasar unos días de descanso en la casa de una amiga y allí esperaban reunirse con otras de sus excompañeras del Colegio Corazón Eucarístico de Jesús, del que ya habían egresado, pero con el que mantenían un estrecho vínculo afectivo.

Una de las integrantes del grupo es Delfina Burlando, la hija menor del reconocido abogado Fernando Burlando.

Como consecuencia del choque, la conductora Sofía Duro y quien viajaba en el asiento del acompañante, Charo Alvárez Amado, murieron en el instante.

Ambas tenían 26 años. En tanto, otra de las jóvenes sufrió lesiones severas y perdió un embarazo de 33 semanas de gestación, según confirmó el medio local 0221.

La cuarta integrante tiene graves heridas y se recupera en el hospital Ana Rosa S. de Martínez Guerrero en la localidad de General Madariaga.