RÍO CUARTO - Ignacio Nicolás Martín, 19 años se desempeñaba como "médico" voluntario en el Centro de Operaciones de Emergencia (COE) en Río Cuarto y se encuentra detenido. En el marco de la investigación surgieron denuncias sobre otras identidades falsas que habría utilizado.

El 27 de enero último se conoció públicamente que Ignacio Nicolás Martín fue separado del COE, el 22 de diciembre del año pasado, y denunciado por el Ministerio de Salud y el Consejo Médico luego de detectar que presentó documentación alterada para ejercer ilegalmente como médico, informó Télam.

El joven había sido contratado en el marco de la convocatoria de profesionales de la Salud, para integrar los equipos afectados a las acciones contra el coronavirus. El fiscal de Instrucción de Río Cuarto, Daniel Miralles, lo imputó por los delitos de “ejercicio ilegal del arte de curar” y “falsificación de documentos”.

Además, se investigan otros posibles fraudes cometidos, ya que Martín también tenía antecedentes falseando identidades y en 2019 se había hecho pasar por inspector de fiscalización y control de la Municipalidad de Córdoba.

Con credenciales “truchas” ingresaba a espectáculos públicos como si fuera un empleado más. “Decía que era inspector, pero era un falseador de identidad. Hasta llegó a decir en su momento que era un ‘hermano no reconocido de Ramón Mestre’. Logró falsificar una chapa. Cuando notamos que había algo raro, desapareció del mapa, tal vez por eso estaba en Río Cuarto”, reveló un ex funcionario de Mestre.

El ministro de Salud, Diego Cardozo, sostuvo ante los medios locales que el joven “había manifestado que se había recibido de médico”, pero que las “irregularidades de la documentación falsa” se encuentran cuando el municipio de Río Cuarto inicia el trámite para la firma del contrato,  ya que había utilizado la matrícula profesional de una médica de la ciudad de Córdoba.

La causa se encuentra con secreto de sumario, no obstante algunos testimonios que se conocieron por los medios locales, revelan que Martín se desempeñó ilegalmente en varias localidades de la provincia durante la pandemia.