MENDOZA (ADNSUR) - Un hombre llamó a la policía luego de ser agredido por su pareja, pero cuando los efectivos llegaron a su casa en Mendoza no quiso denunciarla. Horas después, su mamá lo encontró muerto arriba de la cama y la novia quedó detenida acusada de matarlo a golpes con un palo de escoba. La joven manifestó que él intentó violarla.

Su pareja la agredió e intentó violarla y lo mató a golpes con un palo de escoba

El crimen ocurrió en una vivienda de la calle Gobernador González al 600, la puerta quedó abierta y cuando la madre del hombre –identificado como Diego López - entró, se encontró con desorden, botellas rotas de vidrio, un palo de escoba y cabellos de mujer en el piso. 

La joven identificada como Paula León declaró ante la policía, se constató que tenía un corte en un brazo ocasionado con una botella rota y además tiene antecedentes penales.  Dijo que le había partido en la cabeza un palo de escoba al hombre de 44 años para defenderse de un abuso sexual. La sospechosa tenía además un corte en el brazo que, de acuerdo a su versión, se lo había provocado él con el vidrio de una botella rota cuando intentó violarla. 

El resultado de las pericias psiquiátricas que recibirá este mediodía el fiscal Carlos Torres podría ser determinante para el avance de la causa. A León se la imputó por violar la cuarentena, y por sus antecedentes le dictaron prisión domiciliaria. Sin embargo, tampoco la respetó y salió de su casa para ir a lo de su novio la noche del crimen, a unos 500 metros. 

De esta manera, aunque fuera desvinculada del asesinato, podría ir a la cárcel por incumplir la medida de control que pesaba sobre ella, así lo informó Crónica.