COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - La noche del sábado 19 de septiembre se produjo una pelea entre varios internos que logró ser desactivada. Sin embargo, minutos después, sobre las 23 horas, comenzó a desatarse un incendio en la celda de uno de los involucrados en la gresca, dentro del pabellón 8 de la Alcaidía Policial.

En este marco, David Ezequiel Ramos, fue rescatado del interior con serias quemaduras y trasladado de manera urgente al Hospital Regional. El interno sufrió una quemadura en la vía aérea, lo que comprometía su cuadro y quedó internado en la Unidad de Terapia Intensiva, entubado.

Tal como detallaron desde el nosocomio, a casi un mes de lo ocurrido, Ramos no mejoró y sigue grave su quemadura en las vías respiratorias, motivo por el cual sigue internado en Terapia Intensiva. 

Según informó diario Crónica, se presume que se trató de un hecho intencional que tuvo que ver con la pelea que previamente había mantenido, pero aún se encuentran en investigación los detalles del hecho por parte de la Fiscalía, corroborándose que el incendio se inició en el colchón del interno.

POR ROBO AGRAVADO

El 7 de diciembre de 2019, Ramos junto a Diego Leviñanco y José Sarasaga ingresaron a un domicilio del barrio Presidente Ortiz durante la madrugada y amedrentaron con un arma a una pareja para que les entregaran dinero, incluso a la mujer le dieron un culatazo en la cabeza provocándole una herida y procedieron a encerrar a ambos para revisar el interior en busca de elementos de valor.

Sin embargo, poco después llegó la policía, mientras que Sarasaga fue perseguido al escapar en un auto y aprehendido en cercanías, los dos restantes efectuaron disparos contra los uniformados intentando que se retiraran pero también fueron aprehendidos.

Así fueron imputados por el delito de “robo triplemente agravado por haber sido cometido en poblado y en banda, por la utilización de arma de fuego y por las lesiones graves ocasionadas a la víctima”, quedando detenidos en prisión preventiva, la cual hace días tuvo una revisión disponiéndose que continuaran privados de su libertad.