RÍO GALLEGOS (ADNSUR) - El hallazgo se produjo el lunes durante un allanamiento realizado en la casa del acusado Roberto Puebla (51), situada en Rodiño de Clark al 500, de la capital provincial, la misma donde ayer, entre las 6.30 y 9.30, permaneció atrincherado mientras disparaba hacia los policías que lo persiguieron luego de que evadiera un control de tránsito.

Durante el procedimiento ordenado por la Justicia, la policía incautó más de 20 armas de fuego, entre largas y cortas, y nueve vainas servidas -una calibre 380 y ocho 9 milímetros- en el sector externo, en la vereda y en la calzada.

Además, se halló un fragmento de plomo desnudo, 11 impactos en la calzada y 12 en el patio de la vivienda, entre otros.

Del informe policial surge que entre las más de 20 armas de fuego incautadas en la casa había una pistola calibre 11.25, una .380, un revólver calibre .32 largo y una pistola calibre .40.

También se hallaron más de 400 municiones de distintos calibres.

En cuanto a Puebla, las fuentes informaron que será indagado esta tarde y que “presenta una lesión en una de sus manos, al parecer producto de la manipulación de las armas”, concluyó el informe policial.

El hecho ocurrió a las 6.30 del domingo cuando Puebla evadió un control de tránsito y fue perseguido por la policía hasta su casa, donde se atrincheró y comenzó a disparar.

Tras tres horas de permanecer allí recluido, el hombre depuso su actitud y fue detenido por personal de la División Fuerzas Especiales.

El hombre quedó alojado en la comisaría primera de Río Gallegos a disposición del Juzgado Penal de turno.