LA PLATA (ADNSUR) - Una jubilada de 87 años fue engañada y brutalmente golpeada en la localidad platense de Tolosa por una mujer que dijo estar embarazada y le pidió permiso para usar el baño de su casa. La atacante estaba acompañaba por su hijo de 12 años.

El hecho ocurrió el lunes pasado al mediodía, cuando la acusada llamó a la puerta del domicilio de la víctima y le preguntó si podía barrer las hojas de su vereda a cambio del dinero que ella pudiera darle.

Como estaba junto a su hijo convenció fácil a la vecina, pero unos minutos después volvió a golpear la puerta. Entonces, le pidió pasar al baño y usó como pretexto un supuesto embarazo. Otra vez, la dueña de casa confió y la dejó pasar.

En ese momento la intrusa golpeó a la mujer en la cara y en la cabeza, la arrastró hasta el living, la ató a una silla y la amenazó con un cuchillo que tomó de la cocina para que le revelara dónde guardaba el dinero.

Todo ocurrió con el chico de testigo y finalmente escaparon con 250 pesos y un paquete de fideos. Sin embargo, los vecinos habían advertido un movimiento sospechoso en la casa y llamaron a la policía, por lo que la sospechosa fue detenida a pocas cuadras del lugar, informó TN.

Por su parte, la víctima fue asistida por médicos del SAME por las heridas que tenía producto de la golpiza. El fiscal Marcelo Romero, a cargo de la UFI Nº 6, tomó intervención en el caso y caratuló la causa como "robo calificado y lesiones".