En una peligrosa maniobra, el conductor de un Peugeot 206 intentó adelantarse a un vehículo por el carril derecho y a metros de la avenida Rivadavia, ocurrió el trágico accidente en el cinco personas fueron atropelladas, y una de ellas falleció.

El hombre que manejaba no tuvo reacción, a 30 minutos de las siete de la mañana del domingo,cinco peatones que se agrupaban junto a un cartel publicitario en la pequeña dársena de cruce entre la Plaza Miserere y la vereda este de la avenida Pueyrredón fueron embestidos. A la tarde, una de las víctimas murió, internada en el hospital Ramos Mejía.

Las imágenes, escalofriantes, fueron registradas por una de las cámaras del sistema de monitoreo urbano de la Ciudad. En ellas se advierte que varios transeúntes se acercan rápidamente a asistir a los heridos, que habían sido despedidos por el aire junto a los vidrios y hierros del cartel y los plásticos delanteros del auto. El conductor del Peugeot, de 28 años, en tanto, se baja y, al ver lo que había provocado, se toma la cabeza con un gesto ampuloso, gira sobre sí, casi sin saber qué hacer, y vuelve a subir al coche, donde su acompañante, de 19 años, también estaba lesionada.

Ahora se investigan los motivos del siniestro. Se descartó la conducción temeraria o bajo los efectos de alcohol, la Justicia está enfocada en determinar los factores de imprudencia y negligencia. Se secuestró el celular del automovilista para determinar si estaba usándolo cuando desató la tragedia.

Quiso sobrepasar a un auto y atropelló a cinco peatones: uno de ellos falleció

Según pudo saber La Nación, el conductor dio negativo en el test de alcoholemia. Al no existir otros impedimentos -el joven tampoco tenía antecedentes penales- el área de Flagrancia de la Unidad Fiscal Este dispuso que se le tomaran los datos y se le notificara la formación de una causa que lo tendrá como imputado.

Pero en horas del domingo por la tarde, se conoció la muerte de Liliana Reynoso, de 50 años, que había sufrido las lesiones más graves. Fuentes del caso informaron que la mujer entró en paro cardíaco y falleció en el hospital Ramos Mejía, donde era acompañada por familiares. Así, la causa fue recaratulada como lesiones y homicidio culposo, delito con una pena máxima de cinco años de prisión.

En cuanto a los heridos, fueron trasladados por el SAME a los hospitales Ramos Mejía y Rivadavia. La peor parte la llevó Reynoso, que en cuanto entró en el shockroom del Ramos Mejía corría riesgo de sufrir la amputación de la parte inferior de su pierna derecha; a la tarde, falleció. Un hombre de 35 sufrió politraumatismos y su estado es delicado. Los otros tres peatones (un hombre de 35, otro de 29 y una joven cuya edad no trascendió), recibieron curaciones y fueron dados de alta, al igual que la acompañante del conductor que causó el siniestro, de 19 años, que fue atendida por un golpe en la rodilla derecha.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!