RAWSON (ADNSUR) - En junio de este año se promulgó la Ley Provincial de Protección contra el Maltrato y la Crueldad hacia los Animales, con multas y sanciones por matar, abandonar, encerrar indebidamente, explotar comercialmente y hasta por abusar sexualmente de animales domésticos o domesticados. Las protectoras y organismos vinculados reclaman una rápida implementación; pero desde el Poder Judicial advierten que no podrá ponerse en marcha hasta 2021.

La Ley fue elaborada junto con las protectoras de animales. La presentó la diputada Estela Hernández y se aprobó a fines del 2019. Sin embargo recién este año se publicó en el Boletín Oficial. La norma define 18 tipos diferentes de maltrato y sus principales objetivos son erradicar y prevenir estos actos; fomentar y promover la participación de los ciudadanos en estas medidas e impulsar la educación sobre la protección de los animales.

Además, implementa multas con las que se debe crear un fondo destinado a financiar el cuidado de los animales víctimas de maltrato y a campañas de concientización. Al mismo tiempo establece la posibilidad de establecer otras sanciones como la inhabilitación para ser propietario de animales por un plazo determinado.

La puesta en práctica de la nueva ley requiere la creación de un protocolo de actuación por parte del Superior Tribunal de Justicia y de la Procuración General, para luego avanzar en la capacitación de las instituciones intervinientes y en la creación de un registro de Hogares o Refugios de protección a los que puedan destinarse los animales secuestrados.

A partir de la promulgación, las protectoras consultadas reclamaron una implementación rápida que permita tomar más cantidad de denuncias a través de distintas vías; aplicar sanciones económicas, crear el fondo económico y obtener penalidades más efectivas para modificar la conducta de los maltratadores.

El director de la Oficina de Asistencia y Control de la Justicia de Paz, Daniel Tejero, consideró que la nueva Ley no podrá ser aplicada desde los Juzgados de Paz hasta que no entre en vigencia el nuevo Código de Convivencia Ciudadana que reemplazará al actual Código Contravencional.

Explicó que la nueva Ley “establece requisitos que deben cumplimentarse antes de su aplicación y la pone en cabeza del Poder Judicial a través de los Juzgados de Paz”. Sobre la creación del fondo específico para el funcionamiento de los refugios, capacitaciones y otros fines, “tiene que ser reglamentada por el Poder Ejecutivo o Legislativo, para que el Judicial pueda obtener esos fondos para poder hacerla efectiva”.

Tejero señaló que por el momento “contamos en cuanto a protección de animales con el actual Código Contravencional que en el título tercero establece una figura típica en caso de maltrato animal”. Consideró que no habrá cambios legales hasta que no deje de estar vigente.

“Está destinada una vez que se ponga en vigencia el Código de Convivencia Ciudadana, sancionado en diciembre de 2019 y que, de acuerdo a la ley, se pondrá en vigencia a partir del 1º de enero de 2021”, dijo. “Mientras, todas las entidades de protección de animales saben que el Código Contravencional en cierta manera protege a los animales, lo que puede ser denunciado ante cualquier Juzgado de Paz”, afirmó.

El director de la Oficina que supervisa a estos Juzgados informó que la Ley promulgada fue remitida a la Secretaría Letrada “a fin de que emitan un dictamen, en cuanto a la procedencia de su aplicación en primer lugar. Una vez que tenga este dictamen, si corresponde que lo hagamos en la actualidad, lo pondremos en funcionamiento. Si no, quedaremos a la espera de la puesta en funcionamiento del Código de Convivencia”.

Promulgaron la ley contra el maltrato animal pero todavía no se implementa

A criterio de Tejero, la ley “no habla del Código Contravencional, si no únicamente del Código de Convivencia; habla de que los protocolos de actuación estarán a cargo del Superior y de la Procuración y dice esto porque el Código de Convivencia cambiará el procedimiento contravencional de un proceso inquisitivo a un proceso acusatorio, donde ya interviene el MPF y la defensa en todo proceso contravencional”.

Tal como destaca diario Jornada, ante el pedido coincidente de las protectoras y de Zoonosis de Trelew para que la Justicia atienda esta temática con más interés, Tejero defendió la actividad de los juzgados y afirmó que si no hay más actuaciones es porque no hay más denuncias.

Se refirió a los 46 juzgados de la provincia al indicar que “es admirable la tarea que desarrollan” y señaló que “hay que estar en los lugares que están ellos, diseminados en todo Chubut, con una competencia muy amplia no sólo de carácter judicial sino también de marcas y señales, Registro Civil, Declaraciones juradas, etcétera”.

Según indicó Tejero, “cotidianamente vienen informando todas las tareas que realizan y realmente se dedican a todas, sin excepción”. En este sentido incluyó la problemática de la protección de animales contradiciendo a las protectoras.

“Uno escucha, lee los diarios y ve a los protectores que a gritos piden la ayuda y la protección de los animales y me parece perfecto. Ahora, ese reclamo no se refleja en las estadísticas de contravenciones que hoy tenemos emitidas contra los animales. No se denuncia mucho”, afirmó. “Esa puede ser la confusión que tienen los protectores al manifestar esto, porque la norma la tienen, pero si no se utiliza ya no es problema del Juez de Paz”.

ES HORA DE LAS PENAS

Sandra Jaques, presidenta del Refugio Los Callejeros y docente, consideró que se debe trabajar también desde el área educativa para que los más pequeños aprendan el cuidado de las mascotas como seres y no como objetos. “Es muy buena la ley aunque para su implementación deben darse muchas cosas, como por ejemplo el tema de las capacitaciones a todos los entes abocados a que se cumpla dicha ley”, manifestó.

Jaques afirmó que “hay mucho desconocimiento y por eso como docente considero que debería estar en los contenidos educativos”. “Desde el área educativa se puede hacer mucho, ya que si a los niños desde edades muy tempranas se les enseña el respeto y cuidado de un ser vivo, luego llevarán adelante esta tarea con responsabilidad”, explicó.

Con el ejemplo de “llevar toda una vida rescatando animales, puedo decir que es terrible la perversidad de muchos humanos y es hora de que reciban penas que sirvan de precedente para que quien se atreva a maltratar un animal lo piense antes de cometerlo”.