El muchacho habría salido en compañía de otros dos amigos a recorrer el Cementerio del Oeste de dicha ciudad, cuando - aparentemente bajo los efectos del alcohol- cayó en una fosa abierta del mismo, golpeándose contra el fondo, 4 metros más abajo.

Según informa Tiempo Sur, sus acompañantes habían dado aviso al 911, haciéndose presente personal policial y de Bomberos, pero lamentablemente el joven se encontraba ya sin vida.