BUENOS AIRES (ADNSUR) - Murió el niño de 9 años atropellado en Morón y su familia donó los órganos. El hecho ocurrió el miércoles pasado, cuando el pequeño esperaba por cruzar la calle junto a su abuela. Sin embargo, fue atropellado y tuvo que ser intervenido de urgencia.

Luego de ser operado tras el accidente vial, los médicos le diagnosticaron muerte cerebral. Ante el irreversible estado de Mateo, el chico fue desconectado del respirador artificial que lo asistía y falleció este domingo, luego de permanecer internado por tres días. 

Su familia comunicó que donará los órganos al Centro Único Coordinador de Ablación e Implante Provincial de Buenos Aires (CUCAIBA).

Mientras tanto, Nahuel Silva Correa (22 años) -el conductor del Volkswagen Bora que atropelló al nene- se había entregado el domingo, luego de estar varias horas prófugo. 

Según trascendió, el hombre se negó a declarar y el fiscal Sergio Dileo pidió su detención, al considerar que existía riesgo de fuga. Pero el juez de Garantías, Gustavo Robles, rechazó su solicitud y lo dejó nuevamente en libertad horas después. Para el magistrado, era excarcelable por la expectativa de pena, de entre dos a cuatro años.

Tras el cambio de carátula en el caso por la muerte del menor, se volvió a realizar el pedido de captura. Por eso, este lunes efectivos policiales se hicieron presentes en el domicilio del conductor, que intentó fugarse por los techos de su casa hasta que, finalmente, fue reducido