Luis Alberto Ruiz, vivía sobre Avenida Estados al 1.400 y tenía 65 años, fue asesinado el 26 de abril de una puñalada en el pecho tras discutir con un vecino con quien mantenía conflictos desde hace tiempo por ruidos molestos.  

Paulo Oyarzo, de 40 años, fue detenido horas después del homicidio tras un allanamiento a su casa y se le dictaron tres meses de prisión preventiva mientras se desarrolla la investigación.

Durante la última audiencia de revisión de la prisión preventiva la semana pasada, el defensor Alejandro Fuentes  pidió a la jueza que se le otorgue arresto domiciliario a su defendido,  teniendo en cuenta que no tiene antecedentes policiales y que solo restan pruebas técnicas en el marco de la investigación.

En tanto,  la fiscal Fabiola López rechazó el pedido y solicitó que siga detenido por las características del grave hecho , peligro de fuga y de entorpecimiento de la investigación.

 La jueza Maria Laura Martini resolvió mantener la prisión preventiva del imputado por tres meses o hasta la audiencia preliminar. 

Alberto Ruiz caminó varias cuadras tras ser herido y murió en la calle. Foto: Archivo
Alberto Ruiz caminó varias cuadras tras ser herido y murió en la calle. Foto: Archivo

UNA SEGUNDA REVISIÓN.

 El defensor de Paulo Oyarzo pidió la revisión de la jueza de mantener la prisión preventiva. Planteó que la medida es "arbitraria" y que no se valoraron los argumentos de la defensa sin prevalecer "el principio de presunción de inocencia". 

Los jueces Miguel Caviglia y Alejandro Soñis decidieron mantener la prisión preventiva por el término de un mes al no observar peligro de entorpecimiento.

 Pero sí manifestaron que existe peligro de fuga por las características graves del hecho y la pena en espera. El próximo paso en el marco de la investigación será la reconstrucción del crimen.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!