CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - Fátima Acevedo (25) fue asesinada y tirada en un pozo de 18 metros de profundidad en la ciudad de Paraná. El lugar del hallazgo es cercano a la casa de Jorge Nicolás Martínez, su ex pareja. Fátima se había escapado de la vivienda común y vivía en la Casa de Mujeres de Paraná. El hombre fue detenido. Regía una restricción perimetral que no cumplió.

En los últimos días se conocieron audios de WhatsApp que Fátima Acevedo le envió a una de sus amigas. En el mensaje contaba el calvario que vivía por la violencia de género de su pareja, Jorge Nicolás Martínez, hoy detenido por femicidio.

En uno de esos audios, del 15 de noviembre 2019, mencionaba la reiteración de denuncias por violencia de género sin que la Justicia ni la policía actuara como ella lo esperaba. "Ya estoy podrida de denunciarlo en la policía y que nadie haga nada, ni la policía ni el juzgado ni nadie", clamaba desesperada.

"Cuando termine muerta por culpa de él, puede ser que la policía y el juzgado hagan algo, mientras tanto vamos a tener que seguir pagando las consecuencias con el gordo", denunciaba en relación a su pequeño hijo.

“Nicolás -por Jorge Nicolás Martínez- sacó licencia sin goce de sueldo, por lo tanto desde el 10 de diciembre estamos en la calle con el gordo, sin comida ni nada. Aparte, el viejo vino anteanoche y nos cortó la luz. Así que nos pidió que nos vayamos. Por lo tanto estamos en la calle, el gordo sin comida ni nada y yo no sé qué mierda hacer”, cuenta.

Según destaca Minuto Uno, los fiscales confirmaron que hubo antecedentes y registros de la violencia de género que padeció y que tenía hasta un botón antipánico. Jorge Nicolás Martínez, por su parte, cumple prisión preventiva de 15 días en la Unidad Penal N° 1 de la capital de Entre Ríos.