Un insólito robo ocurrió el jueves por la tarde en el hipermercado Easy de Comodoro Rivadavia. Un hombre intentó llevarse un dispenser de agua y cuando empleados lo sorprendieron, se defendió tirándoles un ladrillo. Quedó detenido.

El hecho se registró este jueves alrededor de las 19:30 en el hipermercado ubicado sobre Avenida Yrigoyen. Allí, un cliente de 28 años, tomó un dispenser de agua, lo puso en un carro de compras e intentó escapar por el sector de depósito que da a la calle Tiburón.

Sin embargo, dos empleados que vieron la maniobra del hombre, intentaron impedírselo y el ladrón tomó un ladrillo de un pallet que había en el sector y se los arrojó. Logró escapar así corriendo a pie.

Easy

Personal policial de la Comisaría Primera que había sido alertado sobre el intento de robo logró detenerlo en inmediaciones del hipermercado. Quedó detenido por robo en grado de tentativa, informó Crónica.