COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Este viernes se realizó la audiencia de revisión por el homicidio de Luis Alberto Raimapo, ocurrido el 10 de septiembre de 2020 y que tiene como imputado a Lucio Silva. El juez resolvió mantener la medida de coerción sobre Silva, ya que subsisten el peligro de fuga y entorpecimiento, por las características graves del hecho, hasta el próximo 14 de mayo.

En un primer momento la funcionaria de fiscalía sostuvo que a la fecha no han variado las circunstancias por las cuales se dispuso, en la audiencia de control de detención el pasado 14 de noviembre de 2020, la apertura de investigación y se dictó la prisión preventiva del imputado Silva. Solicitando se mantenga la prisión preventiva del imputado por 3 meses, más, hasta la finalización del plazo de investigación. Persiste el peligro procesal de fuga, por las características del hecho y la pena que se espera como resultado del procedimiento.

La defensora expresó que al día de la fecha no tiene ningún argumento nuevo para traer para modificar la situación, por el momento no formulará objeciones. Adelantando que en el futuro realizará planteos.

Finalmente, el juez penal resolvió mantener la medida de coerción sobre Silva, ya que subsisten el peligro de fuga y entorpecimiento, por las características graves del hecho, hasta el próximo 14 de mayo.

La audiencia fue presidida por Jorge Odorisio, juez penal; por el Ministerio Público Fiscal se hizo presente Gabriela Gómez, funcionaria de fiscalía; en tanto que la defensa de Silva fue ejercida por Lilian Borquez, defensora pública.

EL HECHO

El homicidio ocurrió el pasado 10 de septiembre aproximadamente las 21:55 hs., cuando Luis Alberto Raimapo caminaba sobre la vereda del local comercial “El Pollo Dorado”, en Avenida Rivadavia casi intersección con calle Araucarias del barrio Las Flores, cuando fue abordado por Lucio Ángel Gabriel Silva, quien le exigió la entrega se su billetera y teléfono celular.

Ante la negativa de la víctima, Silva, que contaba con conocimientos de boxeo se colocó en guardia y le propino dos golpes de puño que impactaron en el rostro de Raimapo, provocando su fuerte caída al piso, impactando su cabeza en la vereda, permaneciendo por un lapso inconsciente.

Según el relato de la fiscalía, ante el evidente estado de indefensión de Raimapo, Silva, previo revisar los bolsillos de la víctima, le sustrajo una billetera con su DNI, dinero en efectivo, documentación personal y un teléfono celular, dándose a la fuga del lugar.

Posteriormente Raimapo logró reincorporase, y a las 22:30 horas, un taxi trasladó a la víctima hacia su domicilio del Barrio San Cayetano de esta ciudad, en donde permaneció hasta ser finalmente hospitalizado.

Así el día 12 de septiembre de 2020, a las 12:00 hs., se produjo su muerte producto del traumatismo craneoencefálico producido por el golpe del impacto en la vereda al momento del hecho.

Calificando provisoriamente el hecho como “homicidio en ocasión de robo” en calidad de “autor” para Silva.