COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Se trata de un Peugeot 207 que personal de la División Sustracción Automotor localizó este martes en el Barrio Stella Maris. El vehículo tenía pedido de secuestro desde el 2016, y fue confiscado y puesto a disposición del Ministerio Público Fiscal.

El rodado se encontraba estacionado en la vía pública cunado personal policial procedió a su secuestro, y era buscado desde el 19 de agosto del 2016. Los agentes identificaron a quien aseguró ser su dueño, que manifestó que desconocía el estado de irregularidad legal del auto, y que fue comprado de buena fe a un integrante de la comunidad zíngara de esta ciudad.