ESQUEL (ADNSUR) - María Antieco perdió la vida el 29 de agosto de 2018 en el Hospital Zonal Esquel tras caer por el hueco de un ascensor en los Tribunales de Esquel.

Según informó EQSnotas, la investigación preliminar permitió establecer la causa de la muerte, las fallas en el ascensor y determinar quiénes serían las personas responsables de esos desperfectos. La audiencia de apertura de la investigación fue fijada para el 9 de septiembre por la mañana.

El fiscal Fidel González y el funcionario Martin Robertson informaron los resultados de las pericias y la determinación de probables responsabilidades relacionadas con los desperfectos del ascensor que provocara el accidente de María Antieco, a raíz del que perdió la vida.

En 2017 el director de la Oficina Judicial, informó el mal funcionamiento del ascensor, requiriendo que se lleve a cabo la reparación. En febrero de 2018, una empresa del valle envió a Esquel a un ingeniero que realizó la reparación, emitiendo una certificación del buen funcionamiento. El 29 de agosto se produjo la caída de Antieco al abrirse la puerta cuando no se encontraba el coche del ascensor en el piso correspondiente.

González informó que se determinaron dos responsables de este suceso: el ingeniero que realizó una reparación inadecuada, según lo dictaminado por la pericia; y el empleado de Tribunales encargado del mantenimiento, que no cumplió con el protocolo específico.

Ambas responsabilidades llevaron a que no funcionen los dos mecanismos de seguridad para la apertura de puerta. “El sistema de cerradura tiene un segundo bloqueo de seguridad que estaba anulado, si hubiera funcionado la puerta no se hubiera abierto”, explicó Robertson. “La cerradura tiene grasa, había exceso de grasa seca, lo que permitió que abra. En la pericia, se limpió la grasa seca y la puerta cerró bien”, detalló.