COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – En la audiencia desarrollada este miércoles en los Tribunales de Comodoro Rivadavia, el juez Jorge Odorisio definió que  Raúl José Díaz, de 60 años, deberá cumplir dos meses de prisión preventiva mientras se desarrolla la investigación por el homicidio de Cesar Alejandro Bataglia, ocurrido el lunes 11 de enero en Kilómetro 15.

Homicidio en Km15: El hijo de la víctima es el único testigo del crimen y esperan que pueda dar su testimonio

Bataglia murió luego de recibir una puñalada en el corazón tras una discusión con un vecino, quien se entregó a la Policial. El joven de 29 años era padre de cuatro niños y conocido en la ciudad petrolera por trabajar de forma voluntaria con el "comedor móvil" que llegaba con comida a sectores vulnerables. 

El fiscal Marcelo Cretton explicó - a ADNSUR - que la Fiscalía había solicitado cuatro meses de prisión, ya que el plazo de investigación es de seis. En este contexto, afirmó que solo hay un testigo del crimen, que es el hijo de la víctima de tan solo 5 años “Los detalles son a través de un menor de edad, por lo que se conoce hasta el momento porque el menor debe declarar siempre por cámara Gesell, pero fue espontáneo y es el único testimonio”, dijo. Mientras aclaró que Servicio de Asistencia a la  Víctima hará la contención del menor  para pueda declarar.

Asimismo, el fiscal afirmó que el menor contó que su papá estaba trabajando en el exterior de su casa en la parte del frente “y ve que el imputado se aproxima a hablar con él, mantiene una discusión y ve como su papá le pega con un caño y que éste lo hiere con un arma blanca”, detalló.

El imputado no  declaró en la audiencia celebrada  ayer, pero Cretton indicó que “la defensora declaró en su lugar, dio una hipótesis del caso que planteó como legítima defensa. Dijo que Díaz se acercó a hacer un reclamo supuestamente por un tema de luz, reaccionó de mala manera y que terminó en el desenlace fatal, por lo que a él no le quedó otra opción que defenderse ante la agresión”.

La defensa está a la espera de que  pueda aparecer otro testimonio, ya que no hay caras de seguridad en el lugar, y solo se cuenta con el relato del menor, hijo de la víctima.

Por último, el fiscal aclaró – que en el marco de la investigación- se pudo constatar que la víctima había  al hijo del imputado por amenazas pro con el padre.