Mientras continúa la separación preventiva de los docentes Augusto Ferrari y Fidel González, integrantes de la Facultad de Ciencias Jurídicas, sede Esquel, involucrados en presuntos casos de acoso sexual a alumnas, la fiscal María Bottini confirmó que hasta el momento sólo hay uno de los docentes imputados formalmente en una causa penal.

Precisamente, la causa tendrá definición el miércoles 7 de septiembre, ya que la jueza del caso deberá definir si abre la investigación o si archiva la acusación contra un ex vice decano al que ella acusa por abuso sexual en grado de tentativa.

“Hay una sola persona imputada que es el ex decano de la Facultad de Ciencias Jurídicas –precisó Bottini, en referencia a Augusto Ferrari-, que está imputado por tentativa de abuso sexual. El lunes se hizo la audiencia de formalización de la investigación y la jueza del caso, Dra. Révoli, dispondrá mañana si abre la investigación o da por concluido el caso. Los defensores del imputado argumentan que no es delito y que se trata de un tema meramente administrativo y que debe tratarse en esa área”.

Sin embargo, la fiscal sostuvo que a su criterio se configura el delito de tentativa de abuso, “a partir de una relación de superioridad o poder, con el fin de mantener contacto sexual con una alumna. El delito no se consuma por la reacción de la alumna, al negarse pese al miedo que le generaba no saber cómo iba a seguir su carrera académica y laboral, porque era una joven alumna de primer año”.

Además de Ferrari, también se encuentra involucrado en un sumario administrativo otro docente identificado como Fidel González (aunque en este caso no hay denuncia penal), mientras que ambos continúan suspendidos en sus funciones, desde mayo de este año, a la espera de que concluya la investigación interna del ámbito universitario.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!