COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Las personas detenidas o demoradas por las fuerzas de seguridad provinciales y federales se convierten en un número que se multiplica día a día y que no solo pone en riesgo a la salud pública de cara a la chance de contagio y de esparcir la pandemia: también atasca al sistema penal. Los detenidos y demorados son muchos, y son cada vez más.

Durante las 22 horas del miércoles y la siete de la mañana de este jueves, efectivos policiales detuvieron en Comodoro a 23 personas más y secuestraron cuatro autos por no respetar el aislamiento obligatorio.  Mientras que en la localidad de Sarmiento demoraron a dos personas.

En tanto, durante las últimas 24 horas en Chubut, se detuvierona 182 personas y hubo 33 vehículos secuestrados. En la cordillera de la provincia, dos de los detenidos son aspirantes a policía y otro empleado de la Brigada de Incendios.

El artículo 205 del Código Penal, el principal implementado por el aparato judicial y las fuerzas de seguridad, establece que “será reprimido con prisión de seis meses a dos años, el que violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes, para impedir la introducción o propagación de una epidemia”.

El artículo 202, que implica una pena más grave, se aplica a imputados infectados.