COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Dos delincuentes entraron a robar en una casa del barrio Laprida y les apuntaron a dos jóvenes con armas. Según informó en la denuncia policial a la que accedió ADNSUR, una de las víctimas forcejeó con uno de ellos y recibió un culatazo, por lo que cayó al suelo, mientras que su hermano también resultó herido. Un segundo delincuente les disparó cuatro veces pero no sufrieron heridas. Los ladrones huyeron a pie y la policía secuestró un cargador y 10 cartuchos de bala en el lugar.

Los delincuentes estaban armados. Uno les pegó un culatazo en la cabeza a las víctimas, dos hermanos, y otro disparó cuatro veces pero nadie resultó herido

Según la denuncia, el hermano del joven también recibió un culatazo cuando intentó interceder.

Uno de los delincuentes desistió del robo pero le indicó a su cómplice que dispare, arrojándoles a las víctimas cuatro tiros.

Afortunadamente, los hermanos no resultaron heridos. 

Los ladrones huyeron caminando del lugar.

Criminalística secuestró un cargador de pistola y 10 cartuchos de bala, detalló la policía.