Este viernes por la mañana, David Amess, un diputado conservador de Gran Bretaña, fue asesinado durante una reunión partidaria en la ciudad de Leigh-on-Sea, en el suroeste de Inglaterra. El presunto homicida está detenido.

El miembro del Parlamento, de 69 años de edad, representaba a Southend West en Essex. Fue apuñalado por un hombre que ingresó en la reunión en la iglesia metodista Belfairs de su circunscripción.

El legislador recibió tratamiento por sus heridas dentro de la iglesia, pero no lograron salvarlo. “Fue atendido por los servicios de emergencia pero, lamentablemente, murió en el lugar”, dijo la policía de Essex.

La fuerza señaló que los agentes acudieron tras ser alertados de un apuñalamiento en Leigh-on-Sea, una ciudad costera al este de Londres, minutos después del mediodía del viernes.

“Un hombre de 25 años fue arrestado rápidamente después de que los agentes llegaran al lugar bajo sospecha de asesinato y se recuperara un cuchillo”, agregó. 

Hasta el momento, informaron que no están buscando a ningún otro sospechoso y no creen que haya "una amenaza continua para la ciudadanía en general".

Amess, casado y con cinco hijos, era diputado desde 1983, primero en representación de Basildon y, desde 1997, por Southend West. Su sitio web enumera entre sus principales intereses “cuestiones de bienestar animal y pro-vida”.

La policía no ha revelado el móvil del asesino, pero el brutal ataque ha provocado la consternación de la clase política. Amess es el segundo diputado que muere asesinado en la era del Brexit, más de cinco años después del atentado que causó la muerte a tiros de la laborista Jo Cox, en la antesala del referéndum de la UE del 2016.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!