COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - El Consejo de la Magistratura de Chubut, que este año renueva dos consejeros populares en coincidencia con las elecciones legislativas de octubre, en sus circunscripciones de Esquel y Trelew, atraviesa problemas de funcionamiento por la deuda que empieza a acumular con los hoteles donde sesiona y eventualmente aloja a sus integrantes. Con un presupuesto mínimo de 50.000 pesos por semana para funcionar, fuentes cercanas al organismo describieron que el ministro de Economía aplicó desde el año pasado una reducción de 13.000 pesos semanales, por lo que ese déficit, más el efecto de la inflación, llevan hoy a una complicada situación para el funcionamiento del organismo encargado de seleccionar y controlar a los magistrados de la provincia.

El organismo funciona de manera itinerante en distintos puntos de la provincia, por lo que en cada sesión realizada en las distintas ciudades, debe acudir a hoteles para alojar a los consejeros y para alquilar el salón en el que se realizan las audiencias públicas cuando debe evaluar postulantes para cubrir un cargo.

Por eso resultó llamativo que la última vez en la zona sur, la sede elegida fue el Concejo Deliberante de Rada Tilly, en lugar de los hoteles céntricos donde sesiona habitualmente, evitando el pago de alquiler. También es cierto que la carencia de espacios propios y adecuados del sistema judicial en la zona sur, llevan a apelar a ese tipo de contrataciones.

Desde el Ministerio de Economía también se consideró que el organismo tendría excedente de recursos, a juzgar por la disminución aplicada desde el año pasado, y que las partidas semanales pasaron de 50.000 a 37.000 pesos. El recorte, combinado con la demora en los envíos y los efectos de la inflación, provocaron un déficit en el funcionamiento que genera preocupación en el sector. “Si bien no ha habido intimaciones de los acreedores, la deuda existe y mientras no se atienda el problema presupuestario no se va a poder pagar”, dijeron fuentes conocedoras de la situación, quienes destacaron además que el mismo funciona ad honorem y que sus integrantes sólo perciben viáticos para cubrir gastos de traslado para sesionar en las ciudades en que se convoca periódicamente.

EL GOBIERNO APUNTA A UNA REFORMA

Por otra parte, vale recordar que desde el gobierno provincial se pretende ampliar la representación popular del organismo, que actualmente cuenta con 5 consejeros populares, pero que el Ejecutivo apunta a llevar a 7. Ello respondería al incremento de dos jurisdicciones judiciales más –Lago Puelo y Rawson, lo que debe hacerse a través de una reforma constitucional-, mientras que el gobernador Das Neves ha dicho en varias oportunidades que esa mayor presencia ciudadana permitiría un mayor control en el desempeño de jueces y fiscales.