COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – Jonathan Ezequiel Lillo (23), el acusado de dispararle en la cabeza a Walter Leiva se presentó en la Oficina Judicial y aseguró que es inocente. De acuerdo a lo informado, la víctima tiene muerte cerebral y ante el hecho ocurrido, los investigadores mantienen la hipótesis de un posible ajuste de cuentas entre grupos antagónicos del barrio, debido a que ya habrían protagonizado un hecho similar.

Fuente: Diario Crónica

Lillo tenía pedido de captura ordenado por el juez penal Mariano Nicosia y fue sindicado por varios testigos como el autor de los disparos en la cabeza que recibió Walter Alejandro Leiva (22)  que le provocaron gravísimas lesiones. El joven se presentó acompañado de un familiar, aseguró que es inocente y que no le disparó a nadie. De todos modos quedó detenido en la misma Oficina Judicial a la espera de la audiencia de control de detención de la que todavía no hay fecha, pero que se haría en las próximas horas, informó Diario Crónica.

Efectivos de la Brigada de Investigaciones en forma conjunta con el personal de la Seccional Séptima y del GEOP, allanaron la propiedad de una mujer conocida en el ambiente como la “Pepa Varas”, que sería novia del sospechoso Jonathan Lillo. En el lugar, ubicado en Adela Small 1481, casi en su intersección con Gansos Verdes, no se encontró al sospechoso, ni el arma presuntamente utilizada en el ataque, pero sí se encontraron varios proyectiles de distinto calibre.

Además, la Fiscalía solicitó tres allanamientos, en domicilios de allegados a Lillo, pero finalmente el juez Nicosia solo dio el del domicilio de la mujer. De todas formas los investigadores ya se encontrarían trabajando sobre las hipótesis del hecho, que presumen un ajuste de cuentas entre dos grupos que permanecen enfrentados desde hace mucho tiempo.

A su vez, se informó todo parece tener su origen en un hecho ocurrido en los primeros días de enero, cuando hubo un enfrentamiento entre dos grupos en pugna en la mencionada escalera que une las calles Los Ciruelos con Gansos Verdes y allí habría resultado herido de bala con un impacto en la ingle, un menor de edad, pariente de la “Pepa Varas”. Por este ataque resultó detenido Braian Baeza, que resulta ser hermanastro del herido Walter Alejandro Leiva, lo que abona la teoría de un ajuste de cuentas.

Por tal motivo, la fiscal general Camila Banfi se direcciona a rearmar esta intrincada trama de ajustes de cuentas, entre dos grupos que hace rato dirimen sus diferencias a tiros.

LEIVA PRESENTA MUERTE CEREBRAL

Mientras la investigación sigue avanzando, el estado de Leiva sigue siendo crítico. En la noche del pasado martes, los médicos ya habrían anunciado que el joven presenta muerte cerebral, una condición irreversible.

El joven se encuentra en estado de coma y con respiración asistida, por lo que la familia de la víctima vive horas decisivas, ya que deberá resolver su desconexión de los aparatos que lo mantienen con vida.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!