CALETA OLIVIA (ADNSUR) – Una mujer denunció a un docente de Caleta Olivia por acosar de manera masiva a estudiantes de nivel secundario. La denunciante indicó que ella sufrió el acoso durante su adolescencia, pero “cuando era estudiante no conté nada porque me daba miedo". Con su denuncia, también reunió testimonios de varias mujeres, incluidas estudiantes actuales quienes manifestaron que el docente “se acerca a las chicas y apoya sus partes íntimas en los bancos". El objetivo, es que “no esté más junto a adolescentes, porque les hace mal” y remarcó que “en ese momento no me daba cuenta, pensaba que era natural que se me insinuara”.

Docente fue denunciado por acoso masivo.

La mujer identificada como MM recordó que el docente “me decía que yo era diferente, que era muy linda e inteligente. Me invitaba a darme clases particulares en su casa. Nunca fui y decidí alejarme una vez que me dijo que había soñado conmigo y me dijo cosas muy lascivas”.

En diálogo con La Opinión Austral, informó que en el marco de los debates por la ley de despenalización del aborto, volvió a encontrarse con el docente vía electrónica. “Me di cuenta de que era él en el marco de una discusión. Rememorando todo decidí contar lo que me sucedió en un grupo privado en redes sociales y automáticamente comenzaron a hacerme comentarios actuales sobre la misma persona. No puedo creer que continúe haciendo lo mismo con otras chicas”, expresó.

La mujer no sólo efectuó la denuncia en la Comisaría de la Mujer de Caleta Olivia, sino que juntó el testimonio de adolescentes que actualmente son alumnas del docente, quienes comentaron que “se acerca a las chicas y apoya sus partes íntimas en los bancos. Todas lo marcan como lascivo y les ha hecho similares propuestas que a mí. Otras mujeres adultas también recuerdan haber sido acosadas por él. Y no es natural. Nadie tiene por qué tolerar este tipo de comportamiento de parte de nadie”.

A su vez, la mujer indicó que otro de los testimonios indica que el hombre le pedía a uno de sus estudiantes fotos de su novia, igualmente menor. “No sé aún si en algún caso dio un paso más. Pero es importante entender que no es necesario que así sea. Estamos hablado de chicos y chicas, menores de edad, y de él aprovechando su situación como docente”, enfatizó.

Finalmente, recordó que “cuando era estudiante no conté nada porque me daba miedo que no me creyeran, y además vergüenza. Ahora de grande me doy cuenta que no era una situación normal. Y es indignante enterarse que hace lo mismo con otras personas. Se tiene que terminar”.