TRELEW (ADNSUR) -  El secuestro de la importante cantidad de mariscos  ocurrió durante un control de Gendarmería Nacional en el acceso norte de Trelew. En la carrocería , un conductor, trasladaba más de mil kilos de langostinos sin ningún tipo de documentación sobre su procedencia. 

Todo ocurrió cuando los gendarmes procedieron a  identificar al conductor de  una Pick-Up quien salía desde Trelew con rumbo a Puerto Madryn. Sin embargo, una situación delataría una situación irregular: los efectivos notaron que desde la carrocería del vehículo surgía un fuerte olor y procedieron a abrir una de las cajas que llevaba, allí se encontraron con 1.166 kilos de langostinos dispuestos en 78 cajas de diferentes pesos y dimensiones.

Según publica Diario Jornada, el conductor del vehículo manifestó no contar con la documentación que avalara la legalidad del traslado de la mercadería. Y de dio intervención a las autoridades de Pesca de Chubut, quienes procedieron a decomisar la carga hallada en infracción a la ley provincial de pesca .