COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) -  El pasado 31 de octubre el Pleno del Superior Tribunal de Justicia de la provincia dio a conocer su sentencia definitiva en relación al homicidio de Sebastián Bayón, ocurrido el 1 de julio de 2017, en KM. Los jueces del Superior confirmaron en todos sus términos las sentencias de primer y segundo grado en contra de Maximiliano Willatowski en base al delito de “homicidio agravado por el uso de arma de fuego”, confirmando también su pena en 11 años de prisión.

El Pleno del Superior Tribunal de Justicia, fue integrado por los doctores Mario Luis Vivas, Alejandro Javier Panizzi, Miguel Ángel Donnet, Sergio Rubén Lucero, Aldo Luis De Cunto y Natalia Isabel Spoturno; bajo la presidencia del primero de ellos.

En uno de sus votos los jueces dieron por acreditada tanto la materialidad como la autoría de Willatowski ya que la misma fue confirmada por “los jueces de la Cámara en lo Penal de Comodoro Rivadavia, que luego de revisar la sentencia de mérito concluyeron que los magistrados que conformaron la mayoría contaron con testimonios, corroboraciones periféricas a modo de indicios y prueba científica. Que todos estos elementos los utilizaron para elaborar un razonamiento lógico que, cómodamente, determinó la responsabilidad del Imputado”.

Asimismo los jueces coincidieron con el encuadramiento jurídico que se le adjudicara al hecho “homicidio agravado por el uso de arma de fuego” y con la pena impuesta, ya que la misma “respeta el rango previsto por el Código de fondo para el delito enrostrado”. “La Cámara en lo Penal examinó el monto que aplicó el tribunal de mérito, y decidió readecuar la misma a once años de prisión”.

EL HOMICIDIO DE DANIEL BAYON

El hecho ventilado en debate acontece el 1 de julio de 2017, siendo aproximadamente las 05:45 hs., cuando Maximiliano Willatowski y otro sujeto de sexo masculino no identificado se hicieron presentes a bordo de un rodado, color blanco, vidrios polarizados, con escape libre, en el lugar donde funciona el local comercial “Drugstore 24 hs.”, sito en la calle San Fedele al 470, del Barrio Las Orquídeas de esta ciudad.

En tales circunstancias, Willatowski descendió del rodado del lado del acompañante y comenzó a increpar a Daniel Sebastián Bayón, quien se encontraba afuera del local referido. Acto seguido, extrajo de entre sus ropas un arma de fuego y con intenciones de provocar el resultado muerte, efectuó seis disparos hacia el cuerpo de Bayón, para luego huir del lugar en el mencionado rodado, marca atrás por calle San Fedele.

La mayoría del tribunal sostuvo que el hecho se encuadra bajo la figura legal de “homicidio agravado por el uso de arma de fuego” en calidad de autor para Willatowski.