COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) -  Este viernes al mediodía se realizó por videoconferencia una audiencia de habeas corpus a solicitud del imputado Jesús Emanuel Caruso en la causa que se encuentra cumpliendo prisión preventiva. Éste solicitó ser trasladado a tiempo a su sesión de psicología desde su lugar de detención. Al respecto, y teniendo en cuenta las características de la causa (lesiones, amenazas y desobediencia en caso de violencia familiar), la fiscal expresó que le interesa especialmente que se cumpla con el tratamiento psicológico del imputado, a lo cual hizo lugar la jueza.

Presidió la audiencia Mónica García, jueza penal; por el ministerio Público Fiscal actuó María Laura Blanco, fiscal general; en tanto que la defensa del imputado fue ejercida por Ariel Quiroga, abogado de la defensa pública.

La causa ya está elevada a juicio, pasó la preliminar y quedó suspendida, hasta que la Cámara en lo Penal local le rechazara la suspensión de juicio a prueba solicitada por la defensa del imputado. Caruso cumple prisión preventiva hasta el próximo 16 de junio, como le fuera dispuesto, por tres meses, en la última audiencia.

La causa fue elevada a juicio por un primer hecho de “lesiones leves en caso de violencia familiar”, acontecido el 1ro. de enero del 2020 que tiene a Caruso como protagonista que insulta a la víctima y comienza a golpearla en la vía pública; luego un hecho de “amenazas telefónicas y desobediencia judicial” que acontece el pasado 13 de abril del 2020; y un tercer hecho por el cual se solicita la ampliación del objeto procesal acontecido el 12 de junio del 2020, cuando siendo aproximadamente las 19 hs. el imputado Caruso a bordo de un vehículo se dirigió hasta el domicilio de la víctima, su ex pareja, pasando dos veces por el lugar y vulnerando la prohibición de acercamiento y contacto dispuesto. El imputado poseía una tobillera electrónica por lo cual sus movimientos quedaron registrados en el sistema. Calificando esta ampliación como “desobediencia a la autoridad”.