RAWSON (ADNSUR) – El juez federal de Rawson, Gustavo Lleral indicó que “estamos tratando de localizar a personas que hayan presenciado los hechos previos a la muerte de (Santiago) Maldonado y cuáles fueron las acciones humanas que circundaron el hecho, aunque más no puedo decir”. Además, remarcó que están “buscando testigos que todavía faltan escuchar, para terminar de cerrar la historia de este hecho”.

El juez aclaró que “se completó la inspección que había quedado inconclusa en el lugar donde se encontró el cuerpo, por lo que se inspeccionó un perímetro del río, se hizo una inspección subacuática, se filmó debajo del agua, se filmaron los alrededores, se fotografió y se cumplimentaron todas las tareas que estaban pendientes”.

El trámite procesal se realizó en la zona que ocupa la comunidad mapuche Resistencia de Cushamen, 90 kilómetros al norte de Esquel, donde el 17 de octubre último fue encontrado muerto Santiago Maldonado, luego de una desaparición de 78 días.

“Ayer fuimos a buscar datos objetivos, no que nos cuente una persona sino la observación en el sitio que necesitábamos para completar esta diligencia” explicó Lleral a la agencia Telam. Y reconoció que el operativo se realizó sin ningún tipo de resistencia y concluyó con la firma del acta después de seis horas de trabajo.

El magistrado reveló que en el operativo se contó con la presencia de más de 20 personas entre personal de la justicia federal, la participación de dos antropólogos del cuerpo médico forense, la colaboración de bomberos de Trelew y representantes de las partes, tanto de la familia como del Cels que oficia de querellante.

"También participó el abogado del gendarme (Emmanuel) Echazú, el único imputado en la causa" reveló el juez federal.

Caso Maldonado: el juez Lleral dijo que “faltan declarar testigos”

Lleral recordó que “cuando fue encontrado el cuerpo el 17 de octubre no se pudo hacer una inspección exhaustiva del lugar porque el equipo de trabajo en aquella oportunidad se tuvo que abocar al traslado del cuerpo para la autopsia y era por tanto esencial la medida que se completó ayer”.

Y explicó que “en toda investigación penal el juez o el fiscal tiene que conocer la escena del hallazgo de una persona sin vida y lo único que se pudo hacer el 17 de octubre fue verlo desde la superficie”.

El magistrado admitió que “más allá del material documental que se tomó no hubo levantamiento de rastros, pero sí se pudo describir de manera detallada la escena del hallazgo y más que nada completar lo que habían dicho los buzos que fueron incorporados a la pericia de autopsia”.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!