LAGO PUELO (ADNSUR)- Desde la tarde del jueves, buscan el cuerpo de la turista que murió ahogada en el río Azul, en Lago Puelo. Tras el accidente se montó un operativo para tratar de encontrar a la mujer, quien resbaló, fue arrastrada por la corriente y murió ahogada en el Río Azul, luego de que intentara cruzar el cauce con su hija, a quien rescataron.

 

 

Este viernes llegaron a la localidad chubutense buzos tácticos de la Prefectura Naval Argentina, quienes intensifican la búsqueda por estas horas, junto a la ayuda del personal de Parque Nacionales y particulares.

La mujer, una turista de Capital Federal, intentó ayudar a su pequeña hija de 12 años y fue arrastrada por la corriente. En el momento del accidente, el esposo de la mujer caminaba por otro sector con uno de sus hijos.  “La nena estaba bien. Tuvo un calambre y su madre intentó ayudarla. En ese sector, la profundidad es de 20 metros pero luego llega a 150. Es bastante profundo y la corriente es muy traicionera”, indicó Miguel Curhual, jefe de Prefectura Bariloche.

Y explicó que la policía de Lago Puelo lleva a cabo las actuaciones de la búsqueda, mientras que Prefectura brinda colaboración con una embarcación y los buzos, señaló el diario Río Negro.

Por su parte, Sergio Rusak, intendente del Parque Nacional, explicó que el agua del río es mucho más fría que la del Lago, y es por eso que cuando se junta se produce una correntada que genera un túnel que pudo haber llevado a la mujer hacia la profundidad: “Hay muchas condiciones desfavorables. El río fluctúa de acuerdo al día, y ayer jueves fue uno de mucho calor y al haber más deshielo el agua aumenta, y el río siempre tiene el agua más fría. El agua de río cuando llega al lago tiende a irse para abajo”, dijo.

Y destacó – a Radio 3 Cadena Patagonia - que “los buzos de Bariloche se van a quedar hasta que tengamos resultados”. También, remarcó que “la búsqueda se va a extender esta jornada, la siguiente y todas las que sean necesarias”.