COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - El 25 de diciembre de 2020, Michel Alexis Velázquez y un testigo estaban en el patio de la casa de Felipe Cerroria, sobre la calle Luis Sandrini al 4700. Allí, sin ningún motivo, Cerroria empezó a insultar y golpear a Velázquez, sacó un arma blanca y le dio cinco puñaladas.

Velázquez debió permanecer cinco días internado en el Hospital Regional ya que las lesiones le provocaron  un hemoneumotorax derecho, que puso en riesgo su vida. 

Este viernes se realizó la audiencia de revisión preventiva. La representante de fiscalía pidió que mantenga la medida de coerción que cumple el imputado hasta la audiencia preliminar, en tanto que la defensa solicitó su arresto domiciliario con tobillera electrónica.

La jueza Raquel Tassello resolvió mantener la prisión preventiva que cumple Cerroria hasta la audiencia preliminar, ya que “al lesionar el tórax con un cuchillo, al menos dolo eventual hay en el hecho”.

Se basó en la existencia del peligro de fuga, la gravedad del hecho y la pena en espera, el antecedente penal que posee el imputado, además del peligro de que no se someta al proceso.

Concluyó que el plazo que lleva cumpliendo el imputado de preventiva es razonable y proporcional a la pena en expectativa.

El agresor tiene una condena anterior de 1 año y 7 meses de prisión en suspenso.

La fiscalia argumentó para que continúe detenido el peligro de fuga y de entorpecimiento, ya que el imputado conoce a la víctima y al testigo presencial del ataque y se presume que su soltura podría influir sobre ellos.