BUENOS AIRES (ADNSUR) – Un colectivero de la línea 188 fue víctima de un violento asalto, en el que los delincuentes le clavaron un cuchillo. Ocurrió esta madrugada en la localidad Villa Fiorito. El hombre tuvo que ser operado. El subdirector de la Clínica Fitz Roy, Marcelo Schieber, explicó que Diego Quintana "tuvo mucha suerte", ya que llegó "consciente" y "hablaba" a pesar de que tenía un cuchillo de cocina clavado en la cara.

"Se encuentra evolucionando muy bien”, dijo respecto del paciente que ingresó esta con heridas en el rostro provocadas por cuchillo de cocina. Fue intervenido quirúrgicamente y va a permanecer en terapia intensiva “para controlar de cerca su evolución", añadió.

Schieber detalló que las lesiones "no fueron de gravedad", aunque aclaró que es posible que a futuro quede algún tipo de disfunción para respirar. "Siempre estuvo estabilizado, ocurre que ingresó con el arma clavada en la cara. Las personas que lo trasladaron hicieron muy bien en no retirarla para no provocar sangrados y entró al quirófano con el arma en el rostro, se lo anestesió y el equipo de maxilofaciales sacó el cuchillo y arregló las lesiones", relató.

Asimismo, aseveró que el arma ingresó por la nariz “fue directamente a la cavidad respiratoria y provocó lesiones de partes blandas y de huesos pero que no revisten gravedad para el paciente a futuro".

El violento asalto ocurrió cuando una pareja subió al transporte y asaltó a un pasajero, a quien le efectuó un corte en el cuello. Al advertir lo que sucedía, el colectivero frenó y también fue atacado. Según informó Telefe, la pareja de asaltantes fue detenida cuando escapaba y quedó a disposición judicial.