El juez federal de Dolores, Martín Bava hizo lugar este viernes al pedido de autorización formulado por la defensa de Mauricio Macri para que permita al expresidente viajar a Arabia Saudita entre el 15 y el 25 de noviembre.

El exmandatario había solicitado la autorización puesto que tiene una prohibición de salida del país en la causa por supuesto espionaje a familiares de víctimas del hundido submarino ARA San Juan.

Precisamente estos, como querellantes de la causa, habían solicitado que el planteo fuera denegando.

El expresidente fue indagado este miércoles en Dolores. Presentó un escrito con críticas al magistrado, pidió ser sobreseído y no respondió preguntas. En el documento, Macri habló del “dictado de un absurdo auto de procesamiento, que será conocido seguramente antes del próximo 14 de noviembre de 2021″, la fecha de las elecciones.

Efectivamente, tras la declaración indagatoria, el juez quedó en condiciones de resolver su situación procesal en la causa. El exmandatario está acusado de haber ordenado, permitido, organizado y ejecutado la “realización sistemática de tareas de inteligencia expresamente prohibidas por la ley” entre diciembre de 2017 y finales del año 2018.

“Jamás espié ni ordené espiar a nadie. Jamás recibí ni utilicé información de inteligencia alguna respecto de los familiares del ARA San Juan. Jamás impartí ordenes para que se los espiara. Jamás destiné recursos para tales fines. Los informes que están en esta causa nunca antes los había visto ni conocido hasta que usted, Sr. Juez me citó a esta causa”, sostuvo Macri en su indagatoria.

En su escrito, el juez Bava advierte que antes de librar las comunicaciones para que se efectivice la salida del país solicitada por Macri, “se intimará a la defensa que aporte las constancias correspondientes que acrediten fehacientemente la invitación del Príncipe de Arabia Saudita que motiva su petición, informe el motivo del viaje, precise el lugar en el que se alojará y el itinerario de viaje, como así también acompañe copia de los pasajes de ida y regreso a nuestro país”.

Una vez presentado todo eso, advierte el magistrado, librará el oficio a la Dirección Nacional de Migraciones y “un certificado para ser presentado por el imputado ante las autoridades que pudieren requerirlo”.

Martín Bava también señala en su escrito que se le informa a Pablo Lanusse, que lleva la defensa de Mauricio Macri, que dentro de las 48 horas desde el retorno del expresidente a la Argentina deberá acreditar su regreso.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!