ROSARIO (ADNSUR) - Ocurrió en una humilde casa de Rosario. El video es verdaderamente desesperante. Una nena de ocho años pide entre llantos que por favor la ayuden de salir de su casa, donde su mamá no deja de pegarle.

"¡Ayuda, por favor! ¡Quiero salir!". Ese desgarrador y desesperante pedido. Según trascendió, la mujer fue denunciada, quedó detenida y luego fue liberada. Ahora cuenta con una restricción de acercamiento con sus hijas.

La situación trascendió el pasado 14 de diciembre, pero fue difundida hoy por Olga M., una vecina de la zona de Gutemberg al 2500, quien grabó el momento en el que Romina se colgaba del alambrado de su casa para intentar escapar de la furia de su madre, quien le exhortaba que vuelva al interior de la vivienda mientras  sostenía un cinto en la mano.

"No es la primera vez que le pegan, hace como tres o cuatro meses que viene sufriendo. La primera vez le pegaron con un cinto y le dejaron la carita marcada y así iba a la escuela. Yo le decía que le cuente a la maestra de la escuela pero ella no quería porque sabía lo que le esperaba en la casa", contó la vecina en El Tres TV.

A su vez, señaló que a partir de esos maltratos que sufre la criatura decidió realizar la denuncia ante la comisaría 32ª. Y si bien la madre de la pequeña fue apresada, quedó libre a las pocas horas y con una restricción de acercamiento.

"Siempre es ella, pobrecita, la que la liga. La agarra contra el piso, el pega, la agarra de los pelos. Y el sábado fue demasiado, por eso decidí hacer la denuncia", añadió Olga entre sollozos, para revelar: "El papá me pidió ayuda llorando".