COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - El presidente de la Cámara Federal de Comodoro, Javier Leal de Ibarra, estimó que el porcentaje de las causas penales vinculadas con estupefacientes “debe ser de más del 90% hoy por hoy” y aseguró que gran parte de las causas "llegan a juicio". Anunció la llegada del ministro de Justicia, Germán Garavano, el jueves a la ciudad, con quien se evaluarán los “problemas y necesidades” de la región.

Leal de Ibarra además afirmó que gran parte de las causas llegan a juicio y condena. “Llegan –dijo-, pero depende de cuál sea la calificación del delito. Tenemos tenencias simples que tienen la posibilidad de llegar a una probation. El resto, vinculadas con comercio, transporte, tenencia con fines de comercialización llegan todas a juicio más tarde o más temprano”.

Garavano "estaba muy interesado en visitarnos y conocer nuestra problema y necesidades”, comentó el presidente de la Cámara Federal e indicó en La Cien Punto Uno que también se conversará sobre “los nuevos proyectos del Poder Ejecutivo” tales como “Justicia 2020”.

Afirmó que habrá reuniones con integrantes del Superior Tribunal en la ciudad y también con el intendente, Carlos Linares.

En cuanto a las necesidades de la región, dijo que “somos una jurisdicción de competencia múltiple, de ramos generales. Atendemos causas penales, civiles comerciales”.

Mencionó que “no nos podemos quejar. Fuimos dotados por la Corte Suprema de elementos de toda índole para llevar adelante la tarea que, no obstante, cada vez es mayor. El incremento del narcotráfico hace que nuestra labor sea muy grande”.

Manifestó que “nosotros gracias a Dios y a la buena distribución económica de la Corte Suprema no tenemos problemas de la naturaleza de la justicia provincial”. Y expresó que “dentro de la realidad en la que vivimos podemos llevar adelante el trabajo de la mejor manera posible”.

CONSUMO DE DROGAS SINTÉTICAS

Leal de Ibarra consideró “horrible” lo que ocurrió el fin de semana en Buenos Aires, con el fallecimiento de cinco jóvenes en una fiesta electrónica por consumo de drogas sintéticas. “Tengo cinco hijos de distintas edades; lo vivo en la piel”, manifestó. “Todavía confío en la educación de los padres, en las charlas en la mesa, en acompañarlos a todos lados, a los boliches cuando salen aunque nos cueste mucho ir a buscarlos a las 6 de la mañana”, dijo el presidente de la Cámara Federal.

“Es una calamidad para la sociedad. De allí a que el derecho penal tenga que punir a aquellos que lo utilizan para el consumo, estoy lejos también de esto”, sostuvo.