COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Pese a la alta madurez de los yacimientos, con más de 90 años de explotación, los hitos alcanzados el año pasado responden a la aplicación de técnicas de recuperación terciaria, a través de la inyección de polímeros, para incrementar el factor de recuperación.


En mayo, la producción había alcanzado los 3.420 metros cúbicos diarios, mientras que en septiembre la curva subió otro peldaño, para cerrar el año en alza con otro salto positivo:


“Orientados a resultados, en un contexto inédito para la industria y el mundo, logramos superar los 3.499 m3/d en septiembre y los 3.747 m3/d en diciembre, gracias al trabajo de un equipo encaminado hacia una energía que avanza”, expresó la operadora.

Fuentes cercanas a la industria admitieron que si bien los resultados se verifican por los proyectos de recuperación y terciaria, no dejaron de valorar las campañas de primaria que tuvo el área pese que, tras 9 décadas de actividad, continúa ofreciendo oportunidades de desarrollo.

Los hitos fueron celebrados a nivel interno por todo el contexto adverso que implicó la pandemia y las múltiples desafíos para sostener la actividad, por lo que no dejó de mencionarse también “el espíritu ypefiano”, algo que a nivel nacional también es reconocido al nuevo CEO de la compañía, Sergio Affronti, quien conoce de cerca la región por haber realizado parte de su trayectoria profesional en la cuenca San Jorge.


Poco más de la mitad de la producción del área se concreta todavía por producción primaria, mientras que el 33 por ciento responde a las técnicas de inyección de agua de formación para la producción secundaria.


El uso de polímeros comenzó en el año 2015 con la puesta en marcha de un piloto en la zona Grimbeek, comenzando a funcionar en pleno desde el año 2019 y comienzos del año pasado, con 5 plantas modulares de inyección. En la actualidad, el 16 por ciento responde a incentivos de técnicas de recuperación terciaria.  

Balance positivo tras “un año difícil”

Por su parte, el gerente Regional Sur de la compañía, había señalado en un reciente balance del 2020 su satisfacción por los resultados obtenidos: “A pesar de que transitamos momentos muy difíciles,  una vez más mostramos una gran madurez  que nos permitió salir adelante. Pudimos poner en marcha  gran parte de nuestra actividad para sostener la producción y las regalías en las provincias. Aplicamos nuevos protocolos, aprendimos a trabajar de una forma diferente y nos perfeccionamos para trabajar cuidando la salud de nuestros equipos –indicó el ejecutivo en diálogo con Santa Cruz Produce-. El trabajo remoto permitió cuidar a las personas de riesgo y mejorar en muchos casos calidad de vida compatibilizando el trabajo con la familia”.


Affronti, en ocasión de visitar la ciudad el 13 de diciembre último, comprometió una inversión de 320 millones de dólares para el año 2021, a distribuir en las áreas de la cueca del golfo San Jorge.