COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - En empresas contratistas de YPF hay preocupación por el pago a empleados que deberían afrontar el cuarto día hábil del mes de mayo, debido a que los tiempos administrativos y la falta de certificación de trabajos durante el mes de abril hacen prever una seria dificultad para afrontar el pago de 600 operarios ligados a la construcción en yacimientos.

La incertidumbre se completa por el hecho de que en la primera quincena de abril se pudo cubrir sólo una parte, equivalente a un 40% de lo que correspondía. Para la segunda quincena o el pago de mensualizados, se escucha que no hay certidumbre en el sector empresario. 

Por su parte, el titular de la UOCRA Raúl Silva dijo que se acordó con operadoras el pago de 8 horas, una vianda y un adicional de ticket o ‘asistencia’, previsto en el convenio de trabajo. Esto implicaría que los trabajadores que están en sus casas, sin actividad, puedan cobrar un ingreso que perdería “entre un 25 y 30 por ciento del pago normal”, según explicó.

El acuerdo detallado por Silva se alcanzó con las operadoras en relación al conflicto de EDVSA, que involucra a 260 operarios, pero se hará extensivo a las demás contratistas que realizan servicios encuadrados con construcción en yacimentos.

Sin embargo, en el ámbito empresario no hay certezas de que puedan contar con los fondos para cubrir el pago. Si bien se aguardaba que el acuerdo entre el gremio y las operadoras pudiera cerrarse, el temor ahora pasa por los tiempos administrativos.

“Queda sólo la semana que viene”, explican quienes conocen la dinámica, “hay todo un proceso que debe cumplirse, que en el caso de YPF implica presentar una habilitación para poder facturar; suponiendo que eso se hiciera rápido, no sabemos qué nos van a permitir certificar, porque prácticamente no hubo prestación de servicios”, describió un empresario. Un problema adicional: la semana próxima incluye un feriado nacional (el viernes 1 de mayo) y uno provincial (el jueves 30 de abril). Luego, el cuarto día hábil para afrontar los pagos coincide con el jueves 7 de mayo.

Las dudas también pasan por el hecho de que si las empresas son encuadradas por la asistencia brindada por el gobierno nacional, para canalizar ayuda financiera para cubrir el pago de salarios a trabajadores afectados por la cuarentena, todavía no se activaron esos mecanismos. Se requiere la presentación de la documentación de los operarios, con datos de cuentas bancarias a fin de poder recibir los montos (hasta dos Salarios Mínimos Vital y Móvil), pero hasta ahora no se conoce cómo sería activado ese procedimiento.

Por otra parte, en los casos en que se pudo mantener actividad laboral, por algunas obras que se mantienen en yacimientos o determinados servicios para sostener la producción de petróleo, han tenido un incremento de costos debido a los protocolos de seguridad (mayor uso de transporte, ampliación de comedores, controles médicos, etc). Los costos adicionales, advierten contratistas, “no en todos los casos son reconocidos”.

En particular, las dudas se plantean en relación a YPF, la principal empresa del país y cuya conducción nacional no ha terminado de definir el rumbo que tomará la compañía, en el marco de la crisis que afecta a la economía global y al sector petrolero en particular.