RAWSON - Mario Das Neves prepara un verdadero remezón en su propio gobierno con el recambio de tres ministros de primerísima línea, incluido un histórico: el jefe de gabinete Víctor Cisterna podría dejar su cargo bastante antes de fin de año.

Sin embargo, el gobernador aprovecharía el curso del mes de noviembre, antes del lanzamiento de su frente «Todos por Chubut» muy probablemente en diciembre, para hacer los cambios que necesita.

No sería la de Pagani la única salida «anticipada» del gabinete. Desde hace semanas también se habla de un probable paso al costado del jefe de gabinete Víctor Cisterna. Es raro el momento elegido. La versión «2003-2011» de Das Neves no hubiese movido de su lugar a un funcionario atacado por la oposición, como lo fue Cisterna hace poco. Recibió duras andanadas del sector más intransigente y antidasnevista del Frente Para la Victoria. Pero es evidente que Das Neves decidió correr el riesgo de trasladar a Cisterna de lugar. Es más importante «contar con un jefe de gabinete a tiempo completo, que siga el ritmo de Mario», que la gestualidad de ofrecer una cabeza a un enemigo que el propio gobernador detesta.

Fuente: El Chubut