COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Durante cinco años, Silvia vivió de la escombrera municipal. Fue hasta que logró cambiar de vida a través de la oportunidad que le brindó un trabajo digno. Hoy trabaja en el área de “limpieza y barrido” de la empresa Urbana. En el Día de la Mujer, en Luchadores destacamos esta historia de superación personal e igualdad de género.

DE LA ESCOMBRERA MUNICIPAL A UN TRABAJO DIGNO