La causa podría tener también derivaciones políticas hacia la figura del ex ministro de Seguridad de la Provincia, Federico Massoni.

“En el medio de esta vida destrozada, significa un logro en la lucha que empecé hace un año”, dijo Claudia Costa Basso, en referencia al pedido de informes que el Senado impulsó por unanimidad, para que conocer en qué estado se encuentra la investigación judicial abierta en Chubut.

La mujer destacó especialmente que el proyecto, si bien fue impulsado por Edith Terenzi e Ignacio Torres, haya sido aprobado por unanimidad, luego de largas gestiones para lograr el acompañamiento legislativo nacional, superando las barreras ideológicas de un lado y otro.  

“Tuve que ir a pedir ayuda a Buenos Aires porque no encontré respuesta en la justicia de Chubut”, cuestionó la mujer, en diálogo con Actualidad 2.0.

Los hechos del 27 de mayo de 2021: “El GEOP entró, a mí me ataron y a Tino lo mataron”

Costa Basso relató que tras el catastrófico incendio desatado el 9 de marzo del año pasado en el paraje Las Golondrinas, las tierras de la familia se vieron afectadas, con la quema de un galpón y alambrados que delimitaban los terrenos.

“Habían empezado los intentos de tomas de tierra y Tino llevaba días sin dormir, lo que a él lo descompensaba –contó la señora-. El día 26 apareció un auto con dos tipos para tomar las tierras y él hizo dos disparos al aire, para asustarlos y se fueron. Unos vecinos hicieron la denuncia, aunque estaban lejos y no vieron lo que pasó, porque son chacras y las distancias son más de 300 metros”.

A partir de esa denuncia, al día siguiente se presentó el GEOP en la propiedad de la familia. “Dijeron que iban a allanar y los hijos mayores de Tino les dijeron que estaba descompensado, les pidieron que hagan el allanamiento según la ley de Salud Mental, con un psiquiatra. Sin embargo, lejos de eso, rompieron la puerta, entraron 20 tipos que a mí me ataron y a Tino, que estaba en la parte de arriba de la casa, lo mataron, así de simple”, dijo la señora, antes de romper en llanto.

La viuda de Tino John busca justicia
La viuda de Tino John busca justicia

Tras relatar que estuvo 40 minutos en esa circunstancia sin que nadie le dijera lo que había pasado, “mientras me torturaban psicológicamente”, escuchó por uno de los equipos de comunicación que “debían confirmar la muerte: así me enteré de lo que hicieron”.

En esa circunstancia, Costa Basso negó que el hombre hubiera realizado disparos para repelar la presencia policial o que se hubiera resistido, ya que el ingreso de la policía fue en contados segundos, con bombas de estruendo u otro tipo de dispositivo, en el que se escucharon disparos y luego todo quedó en silencio.

“Tino estaba limpiando con un ayudante los árboles quemados y todos los efectos del incendio, cuando los vio llegar fue hacia arriba y a mí me agarraron y me ataron”, relató la mujer, quien cuestionó que la apertura de investigación se realice un año y 3 meses después de los hechos.

“La escena del crimen fue totalmente alterada, porque la policía tuvo 40 minutos para hacer lo que quería –describió-. Esto lo estableció un perito que contraté por mi cuenta”, añadió. Recordó que había formulado un pedido formal para que se aparte de la investigación a la policía y funcionarios judiciales que intervinieron el primer día, pero ese planteo fue desoído.

“Ahora siento un gran acompañamiento de los organismos nacionales, de mucha gente que ha sido empática y me escuchó para que este asesinato pueda ser investigado. Tuve que salir del ghetto que es Chubut para ser escuchada y buscar ayuda”.

Asamblea Permanente de Derechos Humanos se presenta como querellante

Por otra parte, desde la APDH de la nación se emitió un comunicado en el que anticipan que el próximo viernes 9 de septiembre se presentarán como querellantes en la causa judicial, “en la que hasta el momento no ha habido avances significativos”.

El comunicado señala que John, de 63 años, sufría un padecimiento psiquiátrico que se vio agravado tras sufrir el devastador incendio antes referido, al tiempo que señala que los efectivos del GEOP abrieron fuego “sin esperar a la autoridad responsable del operativo de allanamiento e incumpliendo con el protocolo de actuación en casos de salud mental, que debía ejecutarse con la intervención del Servicio de Salud Mental del hospital de Lago Puelo, tal como lo había dispuesto el Juez que ordenó la medida”.

“Las características brutales de este crimen sumadas a la demora en la investigación, despertaron el interés directo de la APDH Argentina, que venía siguiendo el caso a través de las Juntas Promotoras y Regionales en la Provincia del Chubut, constituyéndose en esta oportunidad  específicamente como querellante, dada la gravedad del caso y la evidente violación de los derechos humanos de una persona que fue asesinada cuando debió ser cuidada por el Estado”, añade el documento.

“Cabe recordar que cuando ocurrió el homicidio de Tino John, estaba vigente el protocolo de uso de armas de fuego aprobado por Federico Massoni, ex ministro de Seguridad del gobierno provincial, instrumento que fue cuestionado por la APDH, políticamente ante el Gobernador de la Provincia, y judicialmente ante el Procurador General y el Superior Tribunal de Justicia de Chubut por ser un instrumento manifiestamente inconstitucional –pondera también el texto-. Este protocolo fue derogado con posterioridad, durante la gestión de Leonardo Das Neves”.  

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!