Martín Cárdenas es sinónimo de esfuerzo y superación. Su baja estatura no fue un problema para  poder vivir de lo que realmente le apasiona. Esta semana, el jugador comodorense se metió en la historia de la Liga Nacional del básquet chileno. TERMINA DE LEER ESTA NOTA HACIENDO CLICK ACA