Pernell Whitaker, leyenda del boxeo mundial murió en un hospital de la ciudad de Virginia, tras no poder superar las heridas de un accidente automovilístico. El púgil estadounidense, que tenía 55 años, fue atropellado cuando intentaba cruzar la calle.

Whitaker, campeón del mundo en cuatro categorías (peso ligero, peso welter ligero, peso welter y peso medio ligero) y medallista de oro olímpico en Los Ángeles 1984 en peso ligero, es considerado como uno de los boxeadores más grandes de todos los tiempos. Se retiró en 2001 tras 17 años de carrera en la que obtuvo un récord profesional de 40 triunfos, 17 de ellos por KO, cuatro derrotas y un empate.

En 2006, el púgil fue incluido en el Salón Internacional de la Fama del Boxeo.

Sus peleas mas relevantes fueron con Óscar De La Hoya y Julio César Chávez. En España es especialmente recordado por ser el primer boxeador que fue capaz de derrotar a Poli Díaz, en una pelea que tuvo lugar el 27 de julio de 1991 en el Scope Arena de Norfolk, localidad natal de Whitaker. Aquel día, el estadounidense puso en juego el título mundial ante los más  de 7.000 espectadores que abarrotaban el pabellón. El español, que llegaba a la cita con un récord de 32 victorias y cero derrotas, aguantó los 12 asaltos pero cayó por puntos tras la decisión unánime de los jueces.