Se terminó. El sufrimiento, la tristeza y la desesperación desaparecieron esta noche cuando el Maracaná vio lo que todo el continente: la Selección argentina dejó atrás 28 años sin títulos y se consagró en la Copa América ante Brasil. Con un gol antológico de Ángel Di María, la Albiceleste se coronó como el mejor del continente. Lionel Messi tuvo su premio, porque de tanto intentarlo lo consiguió.

Tweet de DIRECTV Sports