De cortar en la mitad de la cancha a cortar en “De Rabona”, la primera barbería para futbolistas de Comodoro. Rodrigo Barros (32) por estos días está abocado a su trabajo de peluquero. En tiempos de entrenamientos parados e incertidumbre futbolística decidió volcarse al oficio que heredó de su familia.

“Empecé hace cinco años. Me incentivaron mis hermanos, lo agarré como emprendimiento, me empezó a gustar y hace poco hablé con Facu y me preguntaron si me quería sumar, y acá estoy”, dijo a PDC. TERMINA DE LEER ESTA NOTA HACIENDO CLICK ACA