En el arraque del partido, el conjunto local mostró sus intenciones con un ataque que exigió a Armani y luego con la llegada del apertura del marcador con un tanto de pura suerte. Reinaldo remató de volea y la pelota pegó en Enzo Pérez cuando se iba lejos, causando un desvío letal para el arquero millonario que nada pudo hacer.

Sin embargo, la respuesta de River no iba a tardar en llegar. Primero Julián Álvarez probó los reflejos de Volpi con un gran remate cruzado y sobre los 18 minutos llegó la paridad. Suárez la luhcó y asistió al mencionado Álvarez que dentro del área tocó para Santos Borré, que solo tuvo que empujarla para el 1 a 1.

Ya en la segunda etapa, el desgaste físico quedó a un lado y River se le plantó de igual a igual al local, generando situaciones claras, pero sin profundida. Sin embargo, por nueve minutos por jugarse, el "Millonario" sorprendía en Brasil cuando Martínez Quarta dormía a toda la defensa rival en un anticipo y habilitaba a Julián Álvarez que no falló en su definición.

Con la chance de cerrar el partido, River adelantó sus filas ante un golpeado San Pablo, pero que increiblemente iba a encoentrar en la fortuna el empate. Reinaldo volvía a atacar por derecha y rompío las líneas para quedar mano a mano con Armani, sin embargo, dio el pase al media para su compañero y el arquero la desvió, causando que Angelieri se la llevara puesta sin poder frenar la carrera para el 2 a 2.

Fuente: Filo News