Si bien no es habitual verlo enojado o incluso con una reacción desmedida ante un rival, el mejor futbolista del mundo se tomó revancha con el defensor cafetero. “¡Bailá ahora!”, le gritó varias veces cuando erró su remate, tras un encuentro en el que habían tenido varios encontronazos.

La cámara exclusiva de TyC Sports retrató a la perfección cada uno de los gestos del atacante que acaba de quedar liobre de Barcelona. Más allá de los enojos, el capitán de la Selección Argentina fue un verdadero líder y hasta encabezó los festejos de su equipo.

La Pulga se mostró ilusionado con poder ganar la Copa América. “Estamos muy ilusionados. Lo que más quiero es ganar un título con la Selección, pero más allá de eso disfruté mucho estos 45 días difíciles sin ver a la familia. Algunos de los chicos fueron papás y no pudieron estar presentes”, afirmó.

Messi, su festejo desaforado y el cruce con Yerry Mina: "Bailá ahora, dale"


El atacante también se refirió a la actuación de Emiliano Martínez, héroe en la definición por penales frente a Colombia, y destacó que “es un fenómeno”. Además, reconoció la seguridad que transmite y agregó: “Sabíamos que los iba a atajar. Lo conocemos y confiábamos en él. Se lo merece”.

La Pulga mostró toda su alegría e ilusión de cara a la final de la Copa América. "Orgulloso y feliz de pertenecer a este grupo!!! Un objetivo más cumplido... Gracias Dios por seguir regalándome estos momentos. Vamos por la gloria. Dibu, sin palabras, te lo mereces BESTIA!!!", escribió junto a la foto de un abrazo con el arquero.